Franz J. T. Lee, agosto de 2006



En el Medio Oriente se están masacrando niños y mujeres inocentes árabes para ganar 3,5 billones de dólares a la semana




Para comprender las fuerzas causantes subyacentes que están detrás de las actuales beligerantes guerras genocidas de Israel y los Estados Unidos en el Oriente Medio, es pertinente refrescar nuestra memoria político-económica y transhistórica y dejar salir la consciencia de clase global.

Lo que está ocurriendo en el Medio Oriente no es una simple venganza política aislada, tiene que ver con estrategias militares cuidadosamente planificadas que fueron desarrolladas por Israel y los EE.UU. por décadas y que tienen que ver con oleoductos, gasoductos y acueductos, así como también con luchas de poder para dejar fuera de combate a futuros competidores, cortándoles el suministro de energía con tiempo de antelación.

Dentro de este amplio enfoque de la historia en cuanto a la "guerra larga" de Rumsfeld, revisemos importantes datos del pasado.

Hace dos años (12 de septiembre de 2004) en un artículo titulado "Crisis energética mundial... el contexto venezolano", cité a Thomas E. Bearden quien ya con el advenimiento del nuevo milenio predijo el actual fiasco energético global, macabro y absurdo:

El gran Armagedón resultante destruirá la civilización como la conocemos, y quizás una gran parte de la biósfera, por lo menos para muchas décadas. Mi estimación personal es que aproximadamente a comienzos de 2007, al curso energético actual, vamos a haber alcanzado una probabilidad de 80% de este escenario de la “destrucción final de la civilización misma” que puede ocurrir en cualquier momento, lentamente aumentándose la probabilidad con el paso del tiempo. Uno puede discutir sobre el tiempo exacto, mover las fechas por un año o dos, pero la premisa básica y el marco general del tiempo quedan. No sólo estamos enfrentando una crisis económica mundial sino también una crisis de destrucción mundial.”
http://www.freerepublic.com/forum/a3aaf97f22e23.htm

Para salvar a su amada patria, los Estados Unidos de Norteamérica, para rescatar su complejo corporativo industrial-militar del colapso económico total, que consume el 40% de la energía mundial, y que sólo cuenta con alrededor de 11 años de reservas petrolíferas domésticas para sobrevivir, Bearden ilustró "La innecesaria crisis energética: Cómo resolverla rápidamente"; inter alia, él escribió:

Para evitar el inminente colapso de la economía mundial y/o la destrucción de la civilización y de la biósfera, tenemos que sustituir lo suficiente de la “energía eléctrica proveniente del petróleo”, principal causante de la crisis a gran velocidad, y simultáneamente sustituir una parte significante del factor “transporte a base de productos petroleros” también. ...En nombre de toda la humanidad, ¡vamos a empezar! Si no, al finalizar esta primera década del nuevo milenio no va a quedar mucho de la humanidad para ver la segunda.”
http://www.vheadline.com/readnews.asp?id=22749

Debido exactamente a que Venezuela es uno de los principales países productores de petróleo, como miembro líder de la OPEP abastece el 14% de las necesidades energéticas de los EE.UU., lógicamente se halla involucrada en todos los principales conflictos, convulsiones y contradicciones imperialistas y corporativas. Entre otros factores políticos y sociales, esta situación global en particular ha creado y nutrido a la misma Revolución Bolivariana, lo cual ya salvó al gobierno venezolano y a la industria petrolera en el 2002, lo cual, más allá de toda duda, debe ser clasificado y denigrado globalmente por los EE.UU. como "terrorista" y "tiránico". En toda Europa, Canadá y en todas partes, los principales medios de comunicación masivos corporativos reproducen la basura noticiosa que los "think tanks" nacionales y norteamericanos inventan y diseminan conscientemente como guerra de información contra Venezuela. Esto es parte de la guerra psicológica que generalmente antecede a las intervenciones militares directas, es decir, la brutal conquista imperialista moderna.

Como tal, y como parte del "eje del mal" de la junta militar de Bush, Venezuela al igual que Irán progresivamente se está convirtiendo en una víctima de las actuales furiosas guerras mundiales fascistas "preventivas", es decir, del "dominio de amplio espectro."

* En este sentido, la crisis energética mundial es el alma mater del gobierno revolucionario democrático venezolano del Presidente Hugo Chávez Frías; asimismo, es su matriz emancipatoria.


Los recursos energéticos y petroleros, como las bombas atómicas, se están convirtiendo en las principales armas para una auto-defensa efectiva. Los EE.UU. lo pensarían dos veces antes de atacar a un país que tenga misiles de largo alcance y ojivas atómicas que puedan llegar a la Casa Blanca.

Ahora echémosle un vistazo a las colosales ganancias de algunos de los magnates petroleros y sus accionistas, que dirigen y poseen Exxon-Mobil, Royal Dutch, Chevron, Conoco-Phillips, British Petroleum, Total y ENI, y quienes nunca se molestaron en escuchar seriamente a Thomas Bearden o a Michael Ruppert, y quienes nunca quisieron escuchar nada en cuanto a la "energía gratis" de Nikola Tesla. La única cosa que el complejo corporativo industrial y militar tiene en mente es cómo hacer "1 billón de dólares de ganancias a la semana", con botas militares para pisotear sobre un billón de cadáveres, si fuese necesario.

Lo que les interesa a estos generadores humanos de crímenes de guerra y genocidio son las gigantescas ganancias. En un artículo publicado por Paul Sheehan en el Sidney Morning Herald, fuimos informados que: "la compañía petrolera más grande del mundo, Exxon-Mobil, logró una ganancia de 13,6 billones de dólares australianos el último trimestre. Eso equivale a 54 billones de dólares norteamericanos al año, 1 billón de dólares en ganancias a la semana. La semana pasada, todos los cinco gigantes petroleros reportaron sus ganancias trimestrales y todos contaron la misma historia: Royal Dutch 9,5 billones de dólares de ganancias (40% más); BP 9,5 billones de dólares (30% más); Conoco-Phillips, 6,8 billones de dólares (65% más); y Chevron, 5,7 billones de dólares (19% más). Esa es una ganancia trimestral colectiva de 45 billones de dólares --- casi 3,5 billones de dólares a la semana."
http://www.fromthewilderness.com/members/T17/080406_world_
stories.shtml#3

Esta es la actual realidad mundial, tan solo los 54 billones de dólares en ganancias anuales de una sola compañía petrolera como Exxon-Mobil ya sobrepasan los presupuestos anuales de todos los países del continente africano.

Ahora bien, ¡tan sólo imaginémonos qué pasaría y que significaría si invitáramos a este vampiro super-explotador para cooperar con nosotros en la explotación de nuestras reservas petroleras en el Delta del Orinoco!

Como lo subrayamos en un comentario previo, pensar es relacionar, es contradecir eventos. Señalábamos la coincidencia en el tiempo de Irán tratando de lanzar su propia bolsa petrolera y la decisión de la Reserva Federal de los Estados Unidos de suspender la publicación de su informe M3 sobre los movimientos de las sumas de dinero.

* También en este caso, existe una extraña coincidencia entre los anuncios mencionados arriba acerca de los gigantes petroleros y el bombardeo israelí de una planta de energía cerca de Beirut que provocó un inmenso derrame petrolero.

* Igualmente, existe una relación directa entre el bombardeo al Líbano y la inauguración del oleoducto Ceyhan-Tibilisi-Bakú (BTC), que une al Mar Caspio con el Mediterráneo Oriental. Esta tubería, la más grande del mundo, bombeará más de un millón de barriles de petróleo diarios hacia los mercados metropolitanos.

En un excelente artículo, "La guerra en el Líbano y la batalla por el petróleo", Michel Chossudovsky explica esta extraña cadena de eventos:


"Un día antes de los ataques aéreos israelíes, los principales socios y accionistas del proyecto de oleoducto BTC, incluyendo varios jefes de Estado y ejecutivos de compañías petroleras asistieron al puerto de Ceyhan. Luego fueron movilizados a toda prisa a una recepción de inauguración en Estambul, dada por el Presidente de Turquía Ahmet Necdet Sezer, en los lujosos alrededores del Palacio de Cyradan. También asistió el Jefe Ejecutivo de British Petroleum (BP), Lord Browne, junto con altos funcionarios del gobierno británico, EE.UU. e Israel. BP encabeza el consorcio del oleoducto BTC. Otros accionistas occidentales principales incluyen a Chevron, Conoco-Phillips, la francesa Total y la italiana ENI."
http://www.globalresearch.ca/index.php?context=viewArticle&
code=CHO20060726&articleId=2824

Y uno se pregunta, ¿quién más estaba allí?

Acompañado por una delegación de altos expertos petroleros, ¡el Ministro de Energía e Infraestructura de Israel, Bejamín Ben-Eliezer!

* Sobre todo esto los principales medios de comunicación no nos informan nada científicamente tangible y preciso.


Sin embargo, Michel Chossudovsky nos informa que "existe otra dimensión que se relaciona directamente con la guerra en el Líbano. Mientras que Rusia ha sido debilitada, Israel es criticada duramente para jugar un papel estratégico importante en la "protección" de los corredores de transporte y de tuberías del Mediterráneo Oriental fuera de Ceyhan." (ibid.)

Esto es suficiente para indicar que la actual guerra en el Medio Oriente tiene muy poco que ver con escaramuzas árabe-israelíes, con el odio sionista hacia los árabes, con el "terrorismo" internacional, con el "derecho a la auto-defensa" (Bush) o con anti-semitismo.

* Es un holocausto imperialista a sangre fría cuidadosamente planificado de los pueblos árabes, diseñado para capturar y conquistar las reservas petroleras y para ampliar el papel sub-imperialista de Israel como perro guardián de los intereses de clase norteamericanos en las regiones del Mediterráneo, el Golfo Pérsico, el Mar Caspio y el puerto de Bakú.

La crisis del Medio Oriente no es una cuestión de semanas ni de meses, sino de un crimen de guerra de los Estados Unidos planificado hace décadas.

Finalmente, en cuanto a la única salida a esta situación global apocalíptica, como ya lo sabemos, el capitalismo y el imperialismo nunca le dieron la más mínima oportunidad a los esfuerzos socialistas y a los experimentos marxistas para probar su valor emancipatorio. Los dueños del consorcio petrolero saben muy bien que el socialismo es su negación, que sería el fin del capitalismo y del mismo socialismo. Tratar de establecer el socialismo dentro del sistema imperialista mundial cerrado, en una aldea ujamaa africana, en una isla caribeña (Grenada), o en un bloque de Estados (la Unión Soviética) no vale la pena el sacrificio humano; todos ellos han fallado ya, no debemos repetir experimentos pasados trágicos.

Asimismo, una "economía de equivalencias" o un "socialismo computarizado" no es precisamente con lo que billones de masas pauperizadas están soñando a lo largo de los siglos. En cualquier caso, semejante orden mundial no tiene ninguna oportunidad de ser establecido pacíficamente dentro del actual marco del mercado mundial corporativo agresivo.

Destruir al actual mercado mundial de intercambio desigual costaría billones de vidas humanas, dejaría detrás un planeta inhóspito y chamuscado, sin oxígeno, agua ni comida.

Por lo tanto, también en Venezuela y en América Latina, primero que nada, debemos atender asuntos primarios para la creación de condiciones emancipatorias que podrían salvar a una gran parte de los "condenados" de las belicosas garras asesinas de la "noble águila" israelí-norteamericana. Todas las clases sociales tuvieron la parte que les correspondió, según Marx, ya es hora que los sufridos trabajadores "obsoletos" también puedan capturar los frutos de la opulencia, y deleitarse con la leche y la miel que fluye en "la tierra prometida" del pueblo "escogido".

Este es el proyecto histórico inmediato que es urgentemente necesario para la sobrevivencia de la humanidad; sin marxismo revolucionario nunca dejaremos las cavernas del infierno democrático-burgués, el oscuro valle de lágrimas neoliberal del reformismo "post-capitalista".

Por lo tanto, ¿cómo podemos alegar seriamente que el socialismo científico y filosófico ha fallado? Lo que falló fueron las caricaturas que quedaron después del violento ataque imperialista total contra cualquier intento de sembrar un posible socialismo, por ejemplo, la masacre de un millón de "comunistas" en Indonesia, ¡con la ayuda "democrática" de la "política exterior" norteamericana!

* Lo mismo le espera actualmente a Cuba y a Venezuela, a menos que arranquemos este crimen de guerra desde su raíz imperialista.


Fueron las corporaciones multinacionales globales y globalizadas, especialmente las "energéticas", las que le permitieron al Pentágono y a la NASA usar la energía electromagnética gratis proveniente del vacío, descubierta por Nikola Tesla, para producir armas de destrucción masiva, para crear el proyecto HAARP, los extraterrestres del Pentágono y los "platillos voladores", para explorar el sistema solar. Ellos nunca permitieron que ese conocimiento científico se utilizara para resolver los problemas energéticos inmediatos de la existencia de billones de masas empobrecidas. Chávez trata, insiste en que esto debería hacerse, y por eso es que es mentado como la próxima "oveja negra" del fascismo global, como el próximo "Fidel Castro", como el terrorista "Bin Laden", como la "raíz de todo mal" sobre el planeta Tierra.

Ciertamente tenemos que resolver nuestros problemas inmediatos, de corto plazo, pero inclusive ellos están dictados por procesos transhistóricos de mediano y largo plazo que conllevan resultados de largo alcance; por todas partes los conflictos contradictorios globales generan luchas de clases modernas violentas. Chávez, quien está ofreciendo ayuda energética concreta a países pobres como Vietnam, Malí o Benín envía ondas de choque a lo largo de las "Naciones Unidas", a lo largo del "Cuarto Imperio".

Simbólicamente, no hay ningún problema con lograr un asiento en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, sin embargo, en realidad tal puesto sólo es una cortina ... como siempre, con su derecho a veto, que ya ha protegido a Israel por décadas, los EE.UU. siempre deciden a favor del imperialismo corporativista.

Sin embargo, por todo el globo, desde Sri Lanka hasta Nepal, Timor Oriental, Somalia, México, Bolivia, los volcanes durmientes están haciendo erupción por todas partes, y están amenazando con incendiar a toda la pradera imperialista corporativa.

En toda la expresión de la palabra, urgentemente debemos armarnos práxica y teóricamente, para entrar en los horizontes de la revolución internacional permanente, hacia la emancipación humana total.

En el presente, una de las más grandes, feroces y sangrientas batallas está siendo lanzada por la Norteamérica y la Europa corporativas contra la humanidad, contra Irán, Irak, Afganistán, Palestina, Líbano, Siria, Cuba, Venezuela, contra los "miserables" y los "condenados" de la Tierra.

El Imperio Global unido nos ataca ... ¿por qué les permitimos a estos buitres que nos trague a todos uno por uno?