Franz J.T. Lee, mayo de 2005



Venezuela: La única contraseña válida para el Socialismo y la Emancipación Global



Dentro de este contexto práxico y teórico hemos leido con gran interés el artículo de Joel Pozarnik referente al "proceso histórico que dará al nuevo socialismo venezolano de Chávez una forma concreta."

Sin lugar a dudas, esto es verdad, y, especialmente dentro del contexto de la confusión ideológica en cuanto a los contenidos sociales de la política revolucionaria de un "Nuevo Socialismo para el Siglo 21", este comentario es iluminador, informativo y concreto; está aclarando muchas ilusiones políticas. Obtenemos por lo menos una idea de qué el socialismo futuro, otra version de "socialismo", podría ser aquí en Venezuela, en qué podría consistir.

Definitivamente, cuando uno llega a ser científico, innovativo, original y auténtico, uno comienza a inventar, y muchos experimentos al estilo de "tentativa y error" necesariamente tienen que entrar en el escenario socio-histórico, en consecuencia, muchos pueden ir equivocado, pueden fracasar.

De este modo ... a pesar de las mareas bajas o altas ... la aceleración y reducción del momentum y de las fuerzas revolucionarias -- lo que sí es de suma importancia a lo largo del desarrollo dialéctico socialista igual, desigual y combinado de transformaciones globales, trans-históricas, es que en Venezuela, en América Latina sólo las olas audaces, tenaces, radicales y permanentes, es decir, sólo la práxis y la teoría socialista diaria ... verdaderamente anti-capitalista, realmente anti-imperialista ... de una vanguardia vigilante de la Revolución Bolivariana sobrevivirán eventualmente, y barrerán de la faz de la historia, de la América de Bolivar esta plaga contemporánea, escandalosa y criminal que es el Fascismo Global, erradicando sus raíces y sus semillas históricas mediante todos los medios auto-determinados y auto-defensivos necesarios para la supervivencia humana en este planeta.

· De todos modos, los Yankees, los Marinas, los Cascos Verdes, los Escuadrones de Muerte, los Contras, todos van a venir, ya están aquí.

Así que, no importa qué hagamos o qué digamos, no va a coincidir jamás con lo que Washington entiende bajo el término "democracia". Nosotros no vamos a poder escapar de las campañas de difamación, de las campañas bajo recurso al efecto de las calumnias ad hominem o asesinatos de carácter ejecutados por parte de los medios de comunicación internacionales, no vamos a escapar del estar incluidos en la "Eje del Mal", de ser definidos como "Castro Comunistas", como "tiranos" y "dictadores".

Por consiguiente, de igual manera podemos discutir ya sobre el socialismo ... de modo científico y filosófico, es decir, de manera Marxista, utilizando un lenguaje socialista preciso, e introduciendo medidas socialistas radicales. Todo esto lo podemos por supuesto enriquecer con nuestras propias palabras, términos, tácticas, estrategias, actos y acciones. En este sentido vamos por lo menos a llegar a saber por qué estamos atacados, y esto vale la pena. Sin embargo, no deberíamos estar sorprendidos tampoco, si de repente los ataques se desvanezcan, caigan en el olvido.

Hay una gran diferencia – incluso para la ideología burguesa -- entre denominar alguien como"comunista" cuando el(la) en realidad es sino un(a) verdadero/a "demócrata" capitalista loyal, y denominar un comunista real como comunista verdadero informando al público mundial científicamente ... por ejemplo, por medio del Washington Post, Fox News o CNN ... de qué realmente se trata en cuanto al comunismo.

Mientras que el capitalismo exista, esto jamás va a pasar.

Seguramente, si actuáramos como socialistas, la mal llamada "oposición" venezolana y la "Camarilla Bush" estuviesen muy felices ... pero nosotros estamos felices también... ya que, finalmente, estamos comenzando con la transformación socialista concreta, atacando a los reales problemas capitalistas, imperialistas ... la explotación, dominación, discriminación, militarización y alienación ... en su propia raíz, es decir, estamos atacando la propiedad privada del los medios de production y comunicación en Venezuela y América Latina.

Esto es la única contraseña válida para el Socialism y la Emancipación Global.

Por lo tanto, nuestro comentario está dirigido principalmente a nuestras y nuestros camaradas que froman el latido del corazón histórico de la Revolución Bolivariana global, que está marchando con audacia militante y optimista por todo el planeta.

Ahora bien, regresando al artículo excelente de Joel Pozarnik: A lo largo de los últimos cinco años, en Venezuela hemos encontrado por cierto unas cuantas dimensiones "nuevas" de procesos hacia el Socialismo científico y filosófico ... la Negación del Capitalismo, un producto histórico de la Revolución Francesa y de la Revolución Industrial ... que realmente son innovadores, pero logicamente, en cuanto a su apariencia contradictoria y sus formas existenciales, están mezclados con todo tipo de cosas, con algunos factores perturbadores, con religión, ideología, burocracia o corrupción.

Permítannos citar de manera extensa algunos de estos procesos y atributos revolucionarios que construirán a este "nuevo socialismo" en el futuro. Añadiremos directamente unas observaciones críticas constructivas.

Antes de comenzar, hay que acclarar un asunto elemental. No necesitamos de legitimar nuestra revolución social ante los ojos del mundo, de la "Izquierda", o algo por el estilo.

· Nosotros no obedecemos a ningún horario que defina cuándo, cómo y por qué deberíamos desarrollar una ideología o práctica, o hasta una teoría y práxis socialista.

Nosotros hacemos y pensamos, vivimos y morimos nuestra propia revolución.

Quien quiera participar, ¡perfecto!, pero que participe según nuestros términos revolucionarios. Quien quiera hacer otra revolución, otro tipo de revolución socialista, ¡está bien también!; bueno, por favor, que lo haga ya, preferiblemente, en Washington D.C., en París, en Berlín, en Londres, en Pekín, en Moscú o Madrid, y luego, ¡co-operemos!

Nadie nos puede obligar a desarrollar una práxis y teoría revolucionaria, excepto que nosotros mismos hayamos llegado a esta decisión, a este punto de la auto-determinación de nuestro propio futuro. No necesitamos de ningunos calificativos lógico formales, y mucho menos aún, de un calificativo capitalista o socialista. De hecho y a pesar de nuestras necesidades conceptuales, no deberíamos ser obligados a desarrollar ninguna "ideología", ningún "-ismo" en primer lugar, y de todos modos, no somos ningunos "-istas". Es este el espíritu en que aquí estamos hablando de revolución, práxis, teoría o emancipación.

Requerimos algo de espacio y de tiempo para movernos de la ideología a la teoría; adquirimos a ciertos condiciones objetivos, subjetivos y "trans-jetivos" para llegar a ser capaces de pasar de la práctica "tercer caminista" a la práxis "socialista" de manera científica; y, finalmente, aspiramos a trascender filisóficamente de Waterloo a Dien Bien Phu, de Bandung a Caracas, a sobrepasar tanto el Massacre sangriento de un millón de comunistas indonesios como también las "47 Horas de la Dictadura Fascista Venezolana", y a trascender de la Revolución continental a la Emancipación global.

Joel Pozarnik nos asegura que el "proceso histórico dará al nuevo socialismo venezolano de Chávez la forma concreta". En muchos aspectos, y esto se puede verificar mediante nuestros contribuciones previos a VHeadline, estamos de acuerdo con el; no obstante, es nuestro sagrado deber advertir de ciertos elementos contra-revolucionarios, capitalistas e imperialistas y de peligros evitables que se esconden abiertamente dentro del nuevo proyecto socialista, como ha sido descrito por Joel. Abajo indicaremos solamente los más resaltantes.

Joel escribe: "El Presidente Hugo Chávez admitió recientemente que si anteriormente había sido atraído por el concepto británico de 'Tercer Camino' como una alternativa entre socialismo y capitalismo, ahora está convencido más bien que 'sólo el socialismo puede ser un sustituto para el capitalismo'."

En nuestra opinión científica y filosófica, el socialismo jamás puede ser un "sustituto" lógico-formal global para nada, y menos aún para el capitalismo. Históricamente, dialécticamente, el socialismo nació como el opuesto directo, como Negación del Capitalismo. No sustituirá al Capitalismo, al contrario, a lo largo de la transición emancipadora hacia otros modos o formas de existencias humanas o existencias post-humanas desaparecerá junto con su propia matrix, con el Capitalismo mismo.

Como Joel correctamente nos advierte, tal confusión aparece cuando no pensamos con nuestras mentes, sino mediante o con palabras, con ineficientes herramientas de language: "... el término 'socialismo' se utiliza para describir a diversas realidades."

Stalin lo utilizó por idealizar los gulags y Workuta, al "socialismo" corrupto, burocrático; Hitler lo utilizó como "socialismo nacional" por lanzar el racismo, el terror, y la violencia, a Auschwitz, el "Holocaust" Judío. Precisamente esto es la base engendradora para la distorsión, las mentiras y la confusión, para la ideología de la clase dominante.

Bush ya está utilizando el concepto "revolución democrática global" en función de justificar Fallujah, y para presentarse como el "libertador" de Iraq. Ahora imagínese a Bolivar y Bush, ambos descritos con la misma palabra como "libertadores". Esto es la razón por la cual, en cuanto a esfuerzos revolucionarios tenemos que ser muy cuidadosos y usar siempre los conceptos científicos y las teorías precisas.

En est contexto, como estrategia política para el período 2004-2006, el "Salto Adelante" Bolivariano está explicado con excelencia revolucionaria por Pozarnik. Sin embargo, no queda muy claro quién realmente es la oposición venezolana ... cuáles clases sociales representa ... y tampoco sabemos mucho acerca de la base popular real de las Demócratas Sociales (AD, MAS), de las Demócratas Cristianos (COPEI), y de las Demócratas Liberales (PRIMERO JUSTICIA); acerca de su relevancia histórica en el siglo 21, y si tienen o no algo en común ... salvo su consigna que Chávez se vaya y la opinión de que, como mucho, necesitamos un "Chavismo sin Chávez" ... y si ellos tienen o no alguna ideología en primer lugar. Es muy difícil determinarlo científicamente; de hecho sabemos muy poco de los varios tránsfugas políticos, de los "Chavistas" de boina roja, que están operando ahora fuera y dentro del movimiento Bolivariano, y quienes se denombran a si mismos demócratas, revolucionarios, y ahora hasta socialistas.

No obstante, pareciera que, desde su punto de vista, la "oposición" sabe perfectamente bien qué es el "socialism", qué es un "régimen comunista". En lo que a estos concepts se refiere, ni siquiera Marx, Engels, Lenin y Trotsky los formularon con precisión filosófica; todavía en 1917 todos ellos se llamaron "Social Demócratas" a si mismos, de hecho, en aquel entonces, esto era un sinónimo generalizado para "socialistas", "comunistas", y hasta para "Marxistas".

Por lo tanto, si no tienen un contenido intelectual y teórico fluente, siempre-fluente, rebosante, entonces palabras como el socialismo, la ideología, la democracia o la revolución, son vacíos en si mismos, no dicen nada; esto es la razón por la cual la ideología de los medios de comunicación y las prácticas de la clase gobernante pueden llenarlos tan facilmente con cualquier cosa que quieran, y pueden indoctrinar y manipular a billones. Las palabras, los diccionarios o los periódicos no piensan para nosotros, nosotros las usamos como herramientas por cierto muy ineficaces para expresar relaciones naturales y sociales. No hay ningún "sustituto" para el pensar, por emanciparnos a nosotros, necesitamos de actuar y pensar de, por y para nosotros mismos.

El concepto socialismo llegó a existir mucho antes del nacimiento de Marx; tres eruditos nos explican sus definiciones de este concepto:

· Noam Chomsky: "El dominio sobre la producción por parte de los productores es la esencia del socialismo" (The Soviet Union Versus Socialism; La Unión Soviética Versus el Socialismo)

· Vladimir Lenin: "El Socialismo no es otra cosa sino el monopolio capitalista en manos del estado para el beneficio de la nación entera".

· Michael Parenti: "... Propiedad pública de todos los mayores medios de producción y propiedad pública de la riqueza, el poder capitalizado mismo ..." (Democracy for the Few; Democracia para los Pocos)

Cuan desconcertantes las definiciones y la ideología puedan llegar a ser está demostrado por el mismo ejemplo que Joel Pozarnik nos da: aunque, según una encuesta reciente realizada por Datanalisis, "los lideres de la oposición tienden a argumentar que acertaron cuando, hace unos años atrás, anunciaron que el Presidente Chávez quería organizar en Venezuela un régimen al estilo de Cuba: que el socialismo sería solamente una etapa hacia el comunismo"; no obstante: "54.8% piensan que Presidente Chávez no tiene ninguna intención de seguir el modelo cubano."

Según Pozarnik, Heinz Dieterich sostiene que el socialismo científico y filosófico es todavía un esfuerzo histórico válido para la humanidad, y que, por lo tanto, necesitamos "inventar" un "nuevo socialismo" del y para el siglo XXI.

El único socialismo científico real y socialismo filosófico verdadero que conocemos es la Negación del Capitalismo, como esta descrito por Marx y Engels en el Manifiesto Comunista y en el Capital ... y también en otras obras, especialmente en las contribuciones por parte de Marxistas como Lenin, Rosa Luxemburg, Hilferding, Bucharin, Trotsky, Mandel, etc. Respetamos plenamente a todas las demás definiciones, no descalificamos o tratamos con desprecio a ninguna de ellas; aquí únicamente estamos identificando los orígenes y el flujo dialéctico de nuestros conceptos concretos y teóricos siempre-cambiantes del capitalismo, del socialismo, del imperialismo, de la lucha de clase, de la revolución, de la emancipación, etc.

En este espíritu notamos las siguientes incongruencias severas como se desenvuelvan a lo largo del comentario de Pozarnik respecto a la concepción de Dieterich:

"América Latina solamente va a florecer si se libera del Imperialismo norteamericano, organiza a si mismo como un Bloque de Poder Regional, e implementa al 'nuevo socialismo'.” Según Dieterich, " este 'nuevo socialismo' es un 'Nuevo Proyecto Histórico' de dimensiones universales que tiene como objetivo formar una democracia post-capitalista participativa como una alternativa a la globalización neo-liberal."

Esto implica que nuestro proyecto, nuestro "nuevo socialismo", contenga como su telos, su quo vadis, su pauta, la construcción de una "democracia post-capitalista participativa".

Pero, ¿qué es lo que tenemos que entender por "democracia post-capitalista"?

¿Un nuevo modo de producción, de trabajo humano, un nuevo proceso de producción de la historia?

¿Es esto realmente algo completamente nuevo, diferente de todo lo que hemos experimentado hasta ahora?

¿O es, más bien, sólo otro "modelo" o forma más de la ya existente sociedad capitalista, democrático-burguesa?

Y, si llegará a ser algo "de dimensiones universales", ¿realmente toca a la "globalización neo-liberal" y a la neo-liberalización global en cuanto a los mencionados elementos fundamentales se refiere?

Además, ¿se puede lograr esto sin lucha de clase, sin guerra de clase, sin violencia social, política y economica? ¿Cuáles serán nuestras armas con las que concretamente "rechazaremos al neoliberalismo y al imperialismo estadounidense"?

En el marco económico, construyendo un nuevo socialismo en Venezuela, el proyecto tiene algunos principios generales, inter alia, "valores que necesita una economía que está al servicio de las comunidades, la propiedad colectiva (cooperativas) de los medios de producción, la administración conjunta entre trabajo y capital, el desarrollo endógeno sustentable. Respeta al mercado y a la propiedad privada. Rechaza la opresión de trabajadores y la propiedad de los medios de producción exclusivamente estatal."

Ahora bien, si estamos hablando del Socialismo en serio, ¿cómo se supone que vamos a reconciliar jamás a elementos que son esencialmente antagónicos como el respeto al "mercado y la propiedad privada", la "propiedad colectiva (cooperatives) de los medios de producción" comunitaria, y hasta la "administración conjunta entre trabajo y capital"?

Por supuesto, la propiedad privada se entiende como propiedad privada de los medios de producción y comunicación, tal como está garantizado en nuestra Constitución Bolivariana de 1999. Además, ¿cómo vamos a lograr lo siguiente dentro de este proyecto: "Respetar las diferencias de clases," y al mismo tiempo, "rechazar la opresión de clase"?

Con un propio análisis científico Marxista, las mencionadas contradicciones sociales, políticas y económicas nos permiten diferenciar claramente entre la revolución socialista y el reformismo capitalista.

El author concluye correctamente: "El nuevo socialismo sería únicamente posible en un contexto de un alto nivel de educación, ética, y organización de las fuerzas productivas ... es un proyecto a largo plazo."

El problema es que ya no nos queda mucho tiempo. Iraq y Afghanistan demuestran que para los EE.UU se acaba el tiempo para arrebatar nuestro petroleo y gas natural, para capturar nuestra biodiversidad, nuestro agua y oxígeno. Si no lo hacen ellos, entonces sus competidores, Europa, China, Rusia, etc., nos van a quitarlo delante de nuestras narices. Estamos viviendo en un mundo capitalista imperialista global, donde lo antes mencionado no es sino lo acostumbrado desde hace siglos.

· Esto significa que nuestro Nuevo Socialismo tiene que ser acelerado, tiene que ser armado mucho mejor que con unos 100 000 rifles hechos en Rusia ... necesitamos la misma cantidad que los ciudadanos estadounidenses poseen legal y democráticamente.

Antes de que nuestro ingreso petrolero disminuya tenemos que sembrar realmente y verdaderamente nuestro oro negro, y cosechar sus frutas, por crear las condiciones para la lucha socialista. También, y antes de ejercer nuestra crítica de las armas, necesitamos armarnos teóricamente para emplear nuestras armas de la crítica.

Nos guste o no, necesitamos de estudiar urgentemente todas las formas del socialismo, y en primer lugar, el socialismo científico y filosófico.

· Nuestros proyectos y misiones, nuestros esfuerzos educacionales y sociales, deberían realmente llegar al Soberano, al Poder Ciudadano.

Tenemos que declarar una batalla eterna, de día y noche, cada segundo y cada milímetro, contra todas las formas de soborno, corrupción, clientelismo, sabotage y contra-revolution, que hoy en día, más que nunca, están amenazando la Revolución Bolivariana desde adentro y están oscureciendo su sendero transhistórico hacia el socialismo real, verdadero.
Sólo así nuestro Socialismo puede llegar a ser una realidad histórica ... puede llegar a ser un paradigma para la práxis revolucionaria y la teoría emancipadora.

Original en inglés: Venezuela: The only valid password for Socialism and Global Emancipation.
http://www.vheadline.com/readnews.asp?id=34330